Multas por 2.416 millones de pesos fueron impuestas por la Superintendencia de Industria y Comercio, SIC, a 15 empresas relacionadas con la fabricación, importación y venta de televisores en el país, por el presunto incumplimiento de una norma que les obliga a identificar claramente para el consumidor, cuándo un equipo de estos posea el sintonizador para la televisión digital terrestre compatible en Colombia. En un comunicado público, el entre de control afirmó que El objetivo de la legislación vigente es el de que los consumidores colombianos, compradores de televisores en el mercado nacional, estén lo suficiente ilustrados al momento de hacer las compras de los mismos con el fin de tomar decisiones informadas y conscientes sobre el verdadero alcance de sus adquisiciones, pues no de otra forma podrían saber si sus televisores son o no compatibles con la Televisión Digital Terrestre.