Para el año 2020 se espera que existan 30 mil millones de dispositivos conectados. Según expertos, el futuro cercano no solo implica un mayor número de conexiones y demanda energética sino una acción urgente para el control de la contaminación ambiental y el calentamiento global, donde la tecnología puede tener un rol fundamental en la solución.

Durante la primera edición del Innovation Day Medellín 2018, que se llevó a cabo el jueves en la capital antioqueña, se presentaron algunas tendencias tecnológicas que están impactando el sector energético.

Según Schneider Electric, multinacional en gestión del manejo de energía, la industria 4.0. es clave para el cambio en el consumo energético, del que se espera un aumento de 50 por ciento en los próximos dos años. Pero lejos de pensar en reducir las conexiones o el uso de nuestros dispositivos, la propuesta de la corporación, que existe hace más de 180 años, más de 40 de ellos en Colombia, es mejorar la eficiencia energética de las empresas e industrias, reduciendo costos y usando los fondos ahorrados para invertir en investigación que a futuro permita implementar energías renovables.

Según la compañía, el big data, la computación en la nube, la inteligencia artificial, el internet de las cosas (IoT) y la realidad aumentada pueden aumentar la efectividad de las industrias y facilitar la toma de decisiones en tiempo real.

Luc Rémont, vicepresidente ejecutivo de operaciones internacionales de Schneider Electric, aseguró que Medellín fue seleccionada para ser sede de este primer encuentro de innovación por su potencial innovador y Colombia tiene oportunidades para participar en la revolución energética.